Archivo de la etiqueta: alerta

Metotrexato, embarazo y fertilidad

Metotrexato, artritis y embarazo

Embarazo y metotrexato

Una de las preocupaciones más frecuentes en los pacientes que precisan tomar metotrexato para el control de su artritis, hace mención al potencial riesgo que la toma de éste supone para la concepción y el futuro de un posible embarazo.

A este respecto conviene recordar las siguientes consideraciones que pueden ser de utilidad:

– Una paciente con artritis que tome metotrexato crónicamente puede quedarse embarazada si lo desea.

– Para prevenir posibles riesgos, se recomienda planificar el embarazo a fin de que éste se produzca en momentos de buen control de la enfermedad que, además, permitan sustituirlo por otras terapias con menor potencial tóxico. En este sentido, se recomienda suspender el metotrexato 2-3 meses antes de la concepción.

– Si la enfermedad no permite la retirada del metotrexato o la paciente se ha quedado accidentalmente embarazada tomándolo ¿Qué riesgos corren madre y feto? En casos de pacientes embarazadas con Artritis Reumatoide tratadas con dosis bajas (<25 mg/semana), la literatura nos dice que el 66% de los embarazos llegaran a término y que la tasa de abortos o malformaciones fetales en estas pacientes son similares a las encontradas en pacientes sanas [Clin Exp Rheumatol. 2009; 27 (4): 678-84].

– En el caso de varones con artritis que estén tratados con dosis bajas de metotrexato (<25mg/semana), existen datos contradictorios. Algunos autores han publicados algunos casos aislados de oligospermia reversible. Otros no han encontrado este dato. Lo cierto es que, hasta la fecha, no existe ninguna evidencia que haya podido relacionar el metotrexato a dosis bajas con infertilidad del varón o anomalías durante la gestación o desarrollo fetal [Can Fam Physician. 2003; 49 (5): 577-78]. A pesar de ello un gran número de autores recomiendan también su suspensión 2-3 meses antes de la concepción.

Cae otro mito: el diclofenaco

Diclofenaco efectos secundarios… pero muy útil. Después de ser el anti-inflamatorio por excelencia durante décadas y el fármaco a batir en todos los ensayos clínicos con anti-inflamatorios, el diclofenaco (comúnmente conocido como Voltarén) está hoy bajo sospecha. La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) y el Comité de Evaluación en Riesgos de Farmacovigilancia Europeo (PRACS) está llevando a cabo una meticulosa evaluación del riesgo cardio-vascular del diclofenaco y ha publicado sus primeras conclusiones y recomendaciones. Al igual que años antes ocurriera con otra familia de anti-inflamatorios conocida como Coxib, hoy, también el diclofenaco parece aumentar el riesgo de tromboembolismo arterial y, por consiguiente, de infartos de miocardio, ictus, etc. En consecuencia se recomienda:

1) No utilizar diclofenaco en pacientes con patología cardiovascular grave como insuficiencia cardiaca (clasificación II-IV de New York Heart Association-NYHA), cardiopatía isquémica, enfermedad arterial periférica o enfermedad cerebrovascular.

2) En caso necesario, utilizarlo con especial precaución en pacientes con factores de riesgo cardiovascular, revisando periódicamente la necesidad del tratamiento y sus beneficios obtenidos.

3) Para todos los pacientes, utilizar la dosis más baja posible y la duración del tratamiento más corta posible para controlar los síntomas de acuerdo con el objetivo terapéutico establecido.

Nuevas medidas de precaución para el Denosumab

Denosumab osteoporosis y necrosis de mandíbula. En los últimos 3 años se ha generado una enorme alarma social en relación con la necrosis de mandíbula asociada a algunos tratamientos para prevenir la fractura osteoporótica. Ese es el caso de los bifosfonatos. El Denosumab (Prolia) es un fármaco comercializado recientemente como un tratamiento bastante eficaz en el tratamiento de la osteoporosis. Hasta la fecha, apenas se han comunicado casos aislados de necrosis mandibular en pacientes con algún tipo de cáncer tratadas también con denosumab pero a dosis mucho más altas que las usadas para tratar la osteoporosis. La prudencia indica que parece recomendable tomar una serie de medidas para estar vigilante ante esta eventualidad. Además de hacer un seguimiento estrecho y riguroso a todas las pacientes osteoporóticas que comiencen tratamiento con Denosumab  parece razonable, por defecto, hacerle las mismas recomendaciones que se hacen con bifosfonatos. La Agencia Española del Medicamento y Prpoductos Sanitarios (AEMPS) y AMGEN (empresa comercializadora del Prolia,) acaban de lanzar un comunicado proponiendo unas medidas de precaución muy recomendables de leer y de  considerar, antes de la prescripción este fármaco a pacientes con osteoporosis.

Myolastán, en el «ojo del huracán»

PRECAUCION

Alerta medicamentosa. Myolastan retirado

Myolastan, retirado de comercialización. Así de contundente se ha mostrado el PRAC (Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia Europea) en su última reunión celebrada entre los días 8 y 11 de abril 2014 tras evaluar todos los datos disponibles sobre tetrazepam (Myolastan).

Las conclusiones de esta revisión han sido que el uso de tetrazepam se asocia a un riesgo de aparición de reacciones cutáneas que pueden llegar a ser graves. Hasta que se alcance una decisión final si procede su  retirada definitiva la AEMPS (Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios) recomienda:

  • Si decide utilizarse, no hacerlo > 7 días.
  • Vigilar la posible aparición de reacciones cutáneas e informar al paciente de su posible aparición y de que debe comunicarlas cuanto antes a su médico.
  • Revisar a todos los pacientes que están en tratamientos prolongados y considerar la conveniencia de su retirada o sustitución.

La calcitonina dejará de usarse contra la osteoporosis

PRECAUCION

La calcitonina deja de usarse para la osteoporosis

Calcitonina osteoporosis: la calcitonina ha sido “piedra angular” y único tratamiento de la osteoporosis durante años. Poco antes de la llegada del nuevo milenio, fue progresivamente desplazada de esta privilegiada situación por los, entonces, nuevos tratamientos para la osteoporosis: los bifosfonatos.

La FDA americana ha revelado hace pocos meses, importantes efectos adversos asociados a su uso crónico lo que ha motivadohasta que millones de pacientes ostoporóticas que fueran tratadas durante lustros con este fármaco  asistan estuporosas ante efectos adversos tan serios como un discreto aumento de cierto tipo de tumores.

Este comunicado, relega a la calcitonina en la osteoporosis a un posicionamiento marginal en encorsetada en plazos de tratamiento e indicaciones muy restringidos que la condenan definitivamente al «destierro» del arsenal terapéutico de la osteoporosis